Fibromialgia y alimentación


Supone como que el cuerpo se intoxica.

Este mal se manifiesta por dolores intensos en los músculos, huesos y un cansancio mayor del que habitualmente se puede llegar a tener.

Las zonas hipersensibles: cuello, hombros, espalda, caderas, brazos y piernas. Al presionar estas zonas, se siente mucho dolor.

También hay otros síntomas:

  • Dificultad para dormir.
  • Rigidez por la mañana.
  • Dolores de cabeza.
  • Periodos menstruales dolorosos.
  • Sensación de hormigueo o adormecimiento en las manos y los pies.
  • Falta de memoria o dificultad para concentrarse .

Alimentación:

1) Variar la alimentación para obtener la mayor cantidad de vitaminas , minerales y ácidos grasos para mejorar la salud. Sera necesaria la incorporación de alimentos orgánicos.

Los productos químicos utilizados en verduras puede reducir el valor nitritivo. Por lo tanto, pueden desaparecer las vitaminas y minerales.

2) Se debe realizar más de 4 comidas diarias. Esto hace que mantenga el metabolismo activo, como así también los niveles de energía.

3) No consumir comidas rápidas y de mala calidad.

4) No ingieras azúcar, cafeína o medicamentos innecesarios, bebidas alcohólicas.

Muchos de estos alimentos y aditivos hacen que puedas tener fuertes subidas y caídas en los niveles energéticos y metabólicos.

4) Dieta balanceada. Se refiere a la cantidad de hidratos de carbono complejos (50%), ácidos grasos esenciales, proteínas animales magras.

Alimentación rica en vegetales de todos los colores, especialmente que contengan magnesio, selenio y silicio, que ayudan a mantener los músculos y los tendones en buen estado.

Una alimentación rica en alimentos que sean ricos en selenio, puede ayudar a disminuir la sensación de dolor.

Vegetales que contengan selenio: Cebolla, ajo, coles, naranja, pepino, calabaza, manzana.

Vegetales que contienen mucho magnesio: Verdolaga, espinacas, lechuga, espárragos.

Vegetales que contengan alto contenido en silicio: Perejil, ortigas. Resulta muy adecuada la ingesta de sopa de ortiga o también la ingesta de nueces.

5) Prestar atención a la intolerancias alimentarias y reacciones alérgicas.

Te invito a que te hagas  fan en FACEBOOK de ALIMENTA TU VIDA y Alicia Crocco Lic. en Nutrición. Una vez que ingresas a dichas páginas, en el sector que dice “me gusta”, haces click y listo.
Te espero.

2 comentarios en “Fibromialgia y alimentación”

  1. Un post muy bueno e interesante, se habla mucho del tratamiento de la fibromialgia pero en la educación de los pacientes es importante enseñarles como debe ser su alimentación ya que puede beneficiar mucho sus síntomas, enhorabuena por el post

Dejá un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Shopping Cart
Abrir chat
¿Necesitas ayuda?
Hola ¿En qué te puedo ayudar?