¿Cómo logar que los coles no ocasionen flatulencia?


El repollo, la coliflor, la lombarda y las coles de Bruselas son hortalizas de la familia de la col propias de los meses de invierno. Al igual que el resto de hortalizas aportan muy poca energía, una gran variedad de vitaminas -en especial vitamina C-, minerales y fibra -celulosa-. Se distinguen del resto por su riqueza en compuestos de azufre, lo que les confiere el olor tan particular que desprenden durante su cocción, además de propiedades antioxidantes.

Muchos tienen problemas de flatulencia cuando ingieren ciertos alimentos, entre ellos cuando comen coles

Estos producen más flatulencia que otras hortalizas por su alto contenido en celulosa y su riqueza en compuestos de azufre.

Podemos reducir estas molestias empleando ciertas estrategias para mejorar la tolerancia y estas pueden ser útiles para aquellas personas que tengan aerofagia (ingestión de aire que provoca flatulencia o malestares intestinales) o de digestiones pesadas, que podrán incluirlas en su alimentación, sin problemas.

¿Crudas o cocidas? La col y la lombarda fundamentalmente se toleran mejor crudas que cocidas. Suelen picarse muy finitas para elaborar ensaladas en las que sustituyen en parte a la lechuga o la escarola.

En el momento de consumir estas hortalizas no conviene emplear ingredientes con mucha grasa o queso, tocino, etc.-, ni condimentos fuertes que puedan irritar la mucosa del estómago y acentuar las molestias digestivas.

¿Qué condimentos se sugieren?

El comino y el hinojo pueden incluirse como ingrediente adicional para que las coles resulten menos flatulentas. En caso de que el sabor de estos condimentos no sea de tu agrado, puedes recurrir a cápsulas o comprimidos que se compran en casas dietéticas o tiendas especializadas y en farmacias.

Infusiones digestivas. Son muy útiles las de menta, anís, salvia o de hinojo. Se puede tomar en su lugar manzanilla a la que conviene añadir unos granos de anís verde, hinojo o comino. La infusión de hierbabuena también resulta muy adecuada ya que relaja los músculos del colon -intestino grueso-, lo que ayuda a aliviar la molestia del exceso de gases. 

Otro consejo es que mastiques suficientemente cada bocado, ya que la digestión comienza en la boca.

Dedica tiempo suficiente a las principales comidas, evitando los apuros y la preparación de platos a última hora, ya que de no ser así, la probabilidad de que aparezcan las molestias digestivas va a aumentar.

Fuente: Consumer.es

Dejá un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Shopping Cart
Abrir chat
¿Necesitas ayuda?
Hola ¿En qué te puedo ayudar?